Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

Salmos 84:9

Mira, oh Dios, escudo nuestro,
Y pon los ojos en el rostro de tu ungido.