Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

Cómo vencer la preocupación tomado de la mano de Dios

destacado archivo boletin informativo    mp3 cristianos gratis, música cristiana gratis, descargar música cristiana¿Te está atacando la preocupación? ¿Sufres de ansiedad? ¿No sabes qué hacer? Mira lo que dijo Jesús:

“Por eso les digo que no se preocupen por la vida diaria, si tendrán suficiente alimento y bebida, o suficiente ropa para vestirse. ¿Acaso no es la vida más que la comida y el cuerpo más que la ropa?Miren los pájaros. No plantan ni cosechan ni guardan comida en graneros, porque el Padre celestial los alimenta. ¿Y no son ustedes para él mucho más valiosos que ellos?¿Acaso con todas sus preocupaciones pueden añadir un solo momento a su vida?

»¿Y por qué preocuparse por la ropa? Miren cómo crecen los lirios del campo. No trabajan ni cosen su ropa; sin embargo, ni Salomón con toda su gloria se vistió tan hermoso como ellos. Si Dios cuida de manera tan maravillosa a las flores silvestres que hoy están y mañana se echan al fuego, tengan por seguro que cuidará de ustedes. ¿Por qué tienen tan poca fe?

»Así que no se preocupen por todo eso diciendo: “¿Qué comeremos?, ¿qué beberemos?, ¿qué ropa nos pondremos?”.Esas cosas dominan el pensamiento de los incrédulos, pero su Padre celestial ya conoce todas sus necesidades. Busquen el reino de Dios por encima de todo lo demás y lleven una vida justa, y él les dará todo lo que necesiten.
»Así que no se preocupen por el mañana, porque el día de mañana traerá sus propias preocupaciones. Los problemas del día de hoy son suficientes por hoy”. Mateo 6:25-35 (NTV)

Y el apóstol Pedro lo dijo así:Dejen todas sus preocupaciones a Dios, porque él se interesa por ustedes. 1 Pedro 5.7 (Dios Habla Hoy)

Corrie ten Boom, una escritora y activista cristiana, célebre por brindar refugio a los perseguidos por el régimen nazi durante el holocausto, dijo una vez: “La preocupación no elimina el dolor del mañana, sino que elimina la fuerza del hoy”.
No permitas que la preocupación gane la batalla en tu mente, sino deja tus preocupaciones a Dios para que Él pueda hacer el milagro que necesitas. En vez de preocuparte, dale gracias. Expresa tu gratitud como un acto de fe y experimentarás la poderosa mano de Dios en medio de tu situación.

No se aflijan por nada, sino preséntenselo todo a Dios en oración; pídanle, y denle gracias también. Así Dios les dará su paz, que es más grande de lo que el hombre puede entender; y esta paz cuidará sus corazones y sus pensamientos por medio de Cristo Jesús”. Filipenses 4.6-7

Vivamos bajo el cuidado del Dios altísimo; pasemos la noche bajo la protección del Dios todopoderoso. Él es nuestro refugio, el Dios que nos da fuerzas, ¡el Dios en quien confiamos!” Salmos 91:1,2(TLA)