Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

10 de Noviembre – Regla

“El que se porta honradamente en lo poco, también se portara honradamente en lo mucho, y el que no tiene honradez en lo poco, tampoco la tiene en lo mucho.” Lucas 16:10

Regla

Una regla de la naturaleza es una norma que se repite. Si tiramos un trozo de hierro en el agua se hunde, porque su peso específico es mayor que el del agua. Es imposible que no suceda esto. Podemos tirar diez mil veces un trozo de hierro al agua que siempre se va a hundir. Y si lo dejamos en el agua, seguro que se oxida. Siempre se va a repetir

Jesucristo nos dejo también algunas reglas que siempre se cumplen. A veces pensamos que podemos ser la excepción a la regla. Creemos que podemos evitarla, pero la realidad es que siempre se cumplen.

Jesús dijo: El que es honrado en lo poco, también es honrado en lo mucho. Cuando leemos esto, estamos tentados a limitarlo solo al tema de la plata. Porque asociamos la palabra honradez con su opuesto que es robar.

Es parte cierto. Pero Jesucristo nos llama la atención en un concepto más amplio y general del asunto. Esta regla que nos dejó es un manual para la vida cotidiana, la de todos los días. Es una regla que manda en tus decisiones cotidianas.

Pensalo desde la fidelidad, la mentira, el llegar tarde, en tu relación con tus amigos, tus padres o la iglesia. Escuché mucho decir: Yo no le soy infiel a mi novia, pero se da vuelta para mirar a cuanta chica pasa por la calle. No hay categorías de mentiras, de miradas o de falsedades. Para Dios una mentira que para nosotros es chica, es tan pecado como una mentira que para nosotros es enorme.

Tendemos siempre a minimizar nuestros pecados justificándolos. Pero Dios tiene otro concepto. Y nos recuerda: Si mentimos en algo chiquito, también vamos a mentir en algo grande. Si somos infieles en nuestra mente, o con nuestra mirada, lo somos con nuestra esposa o novia. Si nos quedamos con el vuelto del almacén, también seremos capaces de robar mucho dinero.

Hay reglas que siempre se cumplen. Esta es una de ellas. REFLEXIÓN a hoy, que tanto estas cumpliendo la regla de la vida. Dios te conoce y te pone de aviso. Es tu decisión a partir de hoy.

REFLEXIÓN – ¿De qué lado de la regla estás?